close
Poeta discapacitado plasma en nuevo libro mega siniestro en Valparaíso y dos injustas detenciones de Carabineros

Poeta discapacitado plasma en nuevo libro mega siniestro en Valparaíso y dos injustas detenciones de Carabineros

El pasado 12 de abril, el poeta y cineasta, Eduardo Arriagada, sufrió una brutal agresión de carabineros por defender a un escolar. Detenido violentamente pese a su discapacidad, tuvo que pasar una noche en el calabozo. Hoy tras este episodio, este próximo viernes lanza su poemario “Un incendio que habla y otros fuegos”, donde relata su experiencia en esta mega siniestro.

Marysol Bustamante A.

“Por la poesía o muerte / ¡Venceremos y mil escribiremos!”, reza uno de los poemas de Eduardo Arriagada, más conocido como “Palomo”. Y es que su vida ha sido una eterna lucha. Cuando nació, una asfixia durante el parto le produjo problemas para hablar y caminar. Pero eso no lo detuvo para iniciarse en el arte de la poesía y consolidar su formación social de izquierda.

Cineasta de profesión, vive en Gómez Carreño, pero pasa sus días en el restaurant “Valparaíso Eterno”, en la calle Almirante Señoret. Siempre lleva una boina y un bolso donde carga ejemplares de sus dos libros de poesía: “Escritos en tinta de vida, pétalos espinas y amongelatina” (2014) y “Un incendio que habla y otros fuegos” (2015), que será lanzado oficialmente el próximo 17 de julio en el Centro de Extensión del Consejo de la Cultura.

Su último libro trata sobre sus vivencias tras el incendio del 12 de abril de 2014 en Valparaíso, donde producto de sus dificultades para hablar, Carabineros lo confundió con un borracho en el Centro Cultural Trafón además del momento en que auxilió a una mujer que estaba a punto de dar a luz y su experiencia en el calabozo, tras ser detenido injustamente en una marcha estudiantil.

LA INJUSTA DETENCIÓN

Palomo
Eduardo”Palomo” Arriagada y su libro “Un incendio que habla y otros fuegos”.

Eduardo Arriagada cuenta que desde pequeño ha expresado una cercanía con las causas sociales. Estudió su enseñanza básica y media en los Niños Cantores de Viña del Mar. A los 13 años comenzó a escribir poesía para posteriormente –a los 16- ingresar a las Juventudes Comunistas. Así prosiguió en ese camino y a los 17 años se unió a la Comisión de Derechos Humanos para tener un rol más activo por la lucha de los derechos de las personas con discapacidad. “Siempre he estado cerca de la injusticia. Mi abuelo fue víctima de los psicópatas de Viña del Mar y nadie se hizo cargo de eso”, revela.

Por eso no se pierde marcha estudiantil. Justamente, después de una manifestación vio que carabineros le llamaba la atención a un joven que “lo único que hacía era caminar por la calle”. Los uniformados, según Palomo, lo interrogaron y empezaron a pegarle. Tras intentar ayudar al estudiante, vio como a otra joven la agarraban del pelo para detenerla. “Ahí traté de ayudarla y quedé entre carabineros y un zorrillo atrapado. Como la gente se estaba yendo contra carabineros, me empezaron a aplastar y sentí los capotazos. Tire golpes y manotazos. Vino uno de ellos, me pesco muy brusco y me subió al carro”.

Cuenta que había gente que lo conocía a su alrededor que trataron de persuadir a carabineros que no se lo llevara porque era discapacitado. Los esfuerzos fueron inútiles. Llegó hasta la comisaría, donde quedó detenido junto al joven que defendió en primera instancia. El Servicio Nacional de Discapacitados (Senadis), el Gobernador Omar Jara y representantes del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH) intentaron sacarlo, pero no hubo caso. Al otro día pasó a control de detención. “El parte tenía varias irregularidades. En el calabozo dijeron que me detuvieron por pegarle una patada a un carabinero, pero luego porque me vieron tirando piedras”, detalla con humor. Arriagada dice que probablemente le pegó una patada a un funcionario, pero no se dio cuenta “porque había mucha gente rodeándome”. Finalmente, salió libre, pero no tranquilo. “No quiere que esto quede impune”, sentencia. Aunque no es la primera vez que le pasa: “el año pasado me hice famoso cuando un carabinero me trato de borracho. Jamás hubo una disculpa de parte de la institución. Pasó impune”, narra.

En su libro “Un incendio que habla y otros fuegos” le dedica un poema al carabinero responsable. “Esto me ha permitido crear. Para eso uso la poesía, para desahogarme y no quedarme callado”. Mientras prepara el lanzamiento para el próximo 17 de julio, espera la audiencia ante el INDH para trabajar en su causa, demostrar su inocencia y luchar por la dignidad de los discapacitados.  LOV

Equipo de Redaccion

Equipo de Redaccion

Esta información, nota, entrevista, artículo o escrito fue elaborado a base de agencias de medios, comunicados de prensa, colaboradores, redactores u otros medios de comunicación.

CONAF denuncia grave tala ilegal de 1.42 hectáreas de bosque nativo en Nogales

Valparaíso: convocan a segunda licitación del Proyecto 40 Camas para Hospital Carlos van Buren